Fórmula 1 HAMILTON Y MERCEDES VOLVIERON A LA NORMALIDAD Domingo, 29 de septiembre de 2019 Gracias a una oportuna parada en boxes cuando la carrera estaba neutralizada, el británico y Mercedes consiguieron batir a las Ferrari, que no pudieron continuar con su senda victoriosa. Bottas fue segundo y Leclerc subió al último escalón del podio; mientras que su compañero Vettel abandonó a mitad del Gran Premio de Rusia. MERCEDES BIEN EN ESTRATEGIA FERRARI MAL EN DESICION Cuando parecía que el predominio de Ferrari se hacía extenso en estas últimas carreras, la historia dio un nuevo cambio en el actual Campeonato Mundial de Fórmula 1 y en el circuito de Sochi, en donde se corrió el Gran Premio de Rusia, Lewis Hamilton y Mercedes recuperaron la senda victoriosa, siendo además imbatibles en este escenario. La competencia mostraba una nueva superioridad de las SF90 con Charles Leclerc y Sebastian Vettel alternándose en la primera parte el liderazgo. Si bien Hamilton era líder de la carrera ante la detención de ambos pilotos de Ferrari para el reemplazo de los neumáticos, las sucesiones de incidencias lo favorecieron cuando se produjo una de las neutralizaciones en la mitad de carrera. Todo comenzó a cambiar cuando Vettel repentinamente abandonó por una falla en la batería que lo dejó sin potencia en el motor de su Ferrari; esto motivó que desde el box de Mercedes llamaran a sus pilotos, aprovechando la presencia del AS en pista, y así Hamilton ingresó para hacer el cambio de neumáticos y mantenerse primero en la clasificación. A partir de allí, el "1-2" de las "Flechas de Plata" estaba asegurado y la victoria Nro82 de Hamilton se cristalizó, custodiado por el finés Bottas quien a su vez controló el asedio de Leclerc, que intentó recortar la brecha con los autos alemanes, pero se mantuvo en el tercer puesto.